Ágora

Oct 16

A estas alturas supongo que todos habréis oído, y muchos visto, Ágora, la nueva película de Amenábar: Que si es la de mayor presupuesto de la historia del cine español (con 50 millones de €, doblando a Alatriste, que es la segunda); que si después de su fría acogida en Cannes se le había tenido que meter un “tijeretazo” de 20 minutos, para dejarla en dos horas y pocos minutos…

agora

Así que el otro día me decidí a ver que tal, al fin y al cabo, Amenábar, creo que se ganó un presitigio, y sobre todo un público fiel, en el que me incluyo, después de sus dos primeras películas y es por eso que ahora se dedica a hacer las historias que le apetecen, sabiendo que, de momento, el público responde. En este caso con la astronomía, que es una de sus propias aficiones.

Ágora es su incursión en el cine de época, un género que requiere de medios para que el resultado final no sea de una cutrez estética preocupante.

En la película se nota que hay pasta, y mucha, metida, pero por lo menos está bien aprovechada: la recreación de la antigua Alejandría, en cuanto a decorados, vestuario y ambientación, en general, está muy conseguida, así como los planos generados por ordenador, aunque creo que se abusa demasiado de ellos, y más aún de los planos cenitales de la ciudad, dando a veces más la impresión de estar en un juego de ordenador de estrategia (tipo Civilization), que en una película. Supongo que la recreación virtual se habrá llevado buena parte del presupuesto y había que amortizarla con minutos en pantalla.

La película, que con la excepción de su protagonista, Rachel Weisz, cuenta con un reparto totalmente desconocido trata sobre la vida de Hypatia, filósofa y astrónoma del S. IV en la Alejandría de la Gran Bibloteca, como excusa para desarrollar el conflicto que se produce en ese momento de la historia (decadencia del Imperio Romano) al confluir la antigua religión politeísta de los romanos, con la pujante fuerza del cristianismo, y la presencia de los judíos.

En una crítica superficial supongo que se llegará a acusar a Amenábar de crear una historia crítica con el cristianismo, aunque personalmente, y a pesar de que carga las tintas con este grupo, me parece que es una crítica contra todo aquel fanatismo, que derivado de la religión, sea ésta cual sea ha degenerado en violencias y guerras, a pesar de que la religión, en teoría, debería defender justo lo contrario y defender la paz.

Como contraposición a estos valores de odio y violencia surge la educación, la cultura y el estudio, como la manera de entendimiento y de descubrir la verdad, aunque irónicamente muchos de estos eruditos en un momento dado, y llevados por el odio, recurren también al uso de la espada.

Todo esto con el personaje central entrando en conflicto con la realidad que la rodea, pues la nueva situación, con un obispo integrista, hace peligrar su estatus, a le vez que trata de probar sus teorías sobre el movimiento de los planetas (un problema que tardaría siglos en resolverse).

Al final, la maestría del director consigue entrelazar el drama histórico, el conflicto social, la clase de Astronomía, a la vez que deja un mensaje para que todos reflexionemos.

En una segunda lectura, y esta la tomo prestada de un amigo, también es una mirada a lo insignificantes que somos en el cosmo, lo que explicaría también tanto plano de transición: estrellas, Tierra, ciudad, individuos.

Creo también que es una película que genera división de opiniones, en mi sala hubo desde un aplauso, que ya de por sí es algo raro en una sala, aunque no fuera masivo, a comentarios del tipo “Vaya película más mala”.

Yo creo que ni una cosa ni la otra. No se puede esperar otra “Tesis”, pero mala no es. Es muy trabajada, además de una historia compleja que se lleva bien.

Eso sí, si no le hubieran metido el “tijeretazo” de los veinte minutos probablemente mi opinión cambiaría, pues está en el límite de resultar pesada.

httpv://www.youtube.com/watch?v=-WSU-hh2j2g

Puntuación: 7

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

4 comments

  1. Dani Díaz /

    Pues pienso que la película es un poco lenta y que hay demasiada historia concentrada en poco metraje. Debería haberse centrado en la lucha de religiones o la astronomía. Para mi gusto, centrarse en la astronomía hubiese resultado más interesante pero dudo que exista tanta información de la época.
    La lucha de religiones, ya las sabemos, los cristianos (en este caso, extensible a todo fanatismo) arrasan con todo lo que no es lo suyo. destruyen y aniquilan todo y como comentó Bea en el cine durante la destrucción de la Biblioteca: “qué dolor ver eso, cuánto conocimiento se habrá perdido a lo largo de la historia”. Y añado yo, ojalá la convivencia entre culturas fuese pacífica, ¡cuánto aprenderíamos todos!

    EN mi opinión, la película merece un 7 y siendo benévolos.

  2. Lau /

    Se me ha hecho un poco larGa, aunque la ambientación me ha encantado, creo que no es un peliculón pero ha merecido la pena verla

  3. Rick /

    Sin ir más lejos este fin de ya he visto artículos en prensa que atacan a Amenábar de lo que decía: cargar contra el cristianismo, en una especie de confabulación, o conspiración, orquestrada desde muy arriba, para que se hable de esto y no de los temas preocupantes…
    Vamos un argumento casi tan complicado como el de la misma peli.
    A pesar de eso, por lo que parece se ha tomado alguna que otra licencia, bastante generosa, para resultar más efectista: la gran destrucción de la biblioteca fue unos siglos antes, los cristianos parece que destruyeron bastante menos de lo que parece (al menos en cuanto a material), la prota no murió joven y guapa, sino cuando ya era bastante anciana…

  4. Dani Díaz /

    Lo dicho… no es nada realista, por eso no me acaba de gustar.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *