Shutter Island (Dennis Lehane)

Apr 02

Uno de los efectos secundarios –no siempre positivo- de adaptar una novela al cine es que ésta se vuelve a publicar, o se le da un empujón, a un título que si no hubiera pasado desapercibido.

Esto es lo que parece haber pasado con Shutter Island, novela de la que ha salido la última película del binomio Scorsese-Di Caprio, y que comentaremos próximamente.

En este caso compré la novela antes de haber visto la película, algo que he mantenido hasta que no la he acabado.

El autor no sé si os será conocido, pero es también el de “Mystic River”, película que también fue llevada al cine, con un gran éxito, por parte de Clint Eastwood.

Leí Mystic River después de ver la película y me pareció una buena novela, es uno de los casos que sale una gran película de una buena novela, por lo que Shutter Island tenía, a priori, garantías de ser una buena elección.

Sin embargo con esta novela me ha pasado algo bastante raro: me costó bastante engancharme, tanto que me costó llegar a la mitad –normalmente leo por las noches, y en función de lo que me gusta la novela tardo más en dormirme- pues no conseguía leer más de una docena de páginas, así que tardé, un par de semanas en llegar a la mitad. Sin embargo, el domingo pasado –no sé si por el cambio horario-, la cogí y de un tirón me la acabé desde la mitad, -la novela tiene unas 400 páginas- manteniéndome en vilo hasta las tres de la mañana, y haciendo que fuera medio zombie el lunes al curro.

Es curioso, pero lo que hasta entonces me había parecido una historia un tanto confusa y lenta, empezó a coger ritmo, e intriga, desembocando en un final espectacular –y totalmente inesperado- del que prefiero no dar ninguna pista, ni siquiera asimilarlo a otros con los que comparte características, para no estropear lo que sin duda es lo mejor de la novela.

Aún así resumiré, en unas pocas pinceladas, el argumento, que se encuadra en la novela negra clásica.

A mediados de los 50 el agente Teddy Daniels llega a Shutter Island, una especie de cárcel-psiquiátrico para investigar la misteriosa desaparición de una paciente en medio de la noche, algo en teoría bastante complicado, ya que la institución cuenta con altas medidas de seguridad, debido a los reclusos que alberga.

Acompañado de un compañero, Chuck, al que acaba de conocer intentaran indagar acerca de esta misteriosa aparición, interrogando tanto al personal como a los médicos responsables, encabezados por un enigmático Dr Cowley, un reputado profesional, que es una referencia en su campo.

Teddy acabará confesándole a su compañero que tiene segundas intenciones, pues en la isla está internado el pirómano que mató a su mujer, con el que planea ajustar cuentas.

Al mismo tiempo la paciente desaparecida dejará un código que Teddy es el único que parece descifrar y cree que acabará llevándola a ella.

Para complicar la trama, en medio de la investigación llegará un huracán que acaba con la corriente eléctrica de la isla y dejará sueltos a los reclusos más peligrosos, como el pirómano que persigue Teddy.

El propio Teddy también sufre diversas pesadillas, que al principio parecen no tener sentido. Además, cree empezar a ser perseguido, pues al parecer la isla guarda sórdidos secretos relacionados con investigaciones en las que los pacientes son cobayas de drogas experimentales y de cirugías que incluyen lobotomización.

Al final todas las piezas del puzzle encajan magistralmente en uno de los mejores finales que recuerdo, y que compensó el inicio, para mí titubeante, de la novela.

Como he dicho, no es excesivamente larga, 400 páginas, así que os gusta el género la recomiendo totalmente, y a ser posible antes de ver la película, pues si no pierde parte del encanto.

Si habéis visto la peli, no os sorprenderá, aunque siempre podréis encontrar algo más, la psicología del personaje principal está algo mejor explicada, así como la relación con su mujer, una de las claves de la novela.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

One comment

  1. I’m amazed, I have to admit. Seldom do I
    encounter a blog that’s equally educative and entertaining, annd let me tell you, you’ve
    hit thhe nakl on the head. The problem is something too few people are speaking
    intelligently about. I’m very happy I came across this during my search for something concerning this.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *