La Tercera Puerta (Lincoln Child)

Jun 15

Hoy vuelve un “viejo conocido” a nuestro blog: Lincoln Child. La mayoría de las veces que hemos hablado de él, ha sido junto con su “pareja” Douglas Preston; pero los dos se permiten, de vez en cuando, “infidelidades” en solitario.

Aquí ya hablamos de “Infierno Helado”, la anterior novela en solitario de Child. La de hoy “La Tercera Puerta”, comparte características similares, tanto a Infierno, como a Tormenta, y en menor medida Utopía, otro de sus trabajos en solitario. Child ha encontrado una fórmula con la que se siente cómodo, y que además le funciona, consistente en crear novelas en escenarios bastante inhóspitos, en los que suceden fenómenos difíciles de explicar desde la óptica científica, y que suelen llevar a situaciones difíciles a los personajes de sus novelas.

la tercera puerta

En este caso el personaje principal es un experto en fenómenos paranormales, famoso por resolver casos de difícil explicación. El doctor, en historia, Logan, que es más científico y serio de lo que en un principio podría suponer es invitado a participar, por un médico, que se ha especializado en “experiencias cercanas a la muerte”, es decir gente que ha vuelto a la vida después de haber estado clínicamente muertos, en una expedición de carácter totalmente confidencial.

Esta expedición resulta ser una misión arqueológica, financiada por un famoso, y un tanto megalómano arqueólogo los lleva hasta más allá de Egipto, en el actual Sudán, para buscar la tumba del Faraón Narmer, que fue el que unificó Egipto, allá por el 3.200ac..

El lugar es totalmente inhóspito una marisma pantanosa prácticamente inaccesible, en la que han empezado a ocurrir fenómenos inexplicables, que recurrirán la presencia de Logan, que deberá desentrañar si son debidos a algún fenómeno de naturaleza paranormal, o a algo tan “vulgar” como un sabotaje para sacar algún provecho de la expedición.

La presencia de Logan despertará más de una suspicacia entre un equipo, en el que hay bastantes científicos, historiadores y arqueólogos, que no dejan de verlo como un intruso cuando no directamente un farsante.

Como veis, el caldo de cultivo perfecto para crear las condiciones que le gustan a Child: accidentes, misterio, un poco de historia más o menos documentada y alguna que otra hipótesis inverosímil, aunque tampoco demasiado, y sobre los que no quiero extenderme para no “spoilear” demasiado la novela.

Buena ambientación, una investigación histórica lo suficientemente sólida para construir la historia y un poco de terror (que es la parte fuerte de Child, en la “pareja”, pues Preston es más científico) para que sea una novela entretenida, que es lo que se suele buscar el fan, como soy yo, en estos casos.

Una novela que por un lado no decepciona, si sabes a lo que vas, y que por otro tampoco quedará, al menos en mi caso, en los primeros puestos de mi ranking personal.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *