Marte Rojo (Kim Stanley Robinson)

Jun 23

Hace tiempo –acabo de ver revisando la lista de posts que casi un año-que no hablábamos de ningún título de ciencia ficción “pura”, género que como algunos sabréis me gusta frecuentar con cierta asiduidad, así que hoy toca un “clásico moderno”, Marte Rojo el primer volumen de una trilogía, que pretendo abarcar durante este año.

Estos libros llevaban llamando mi atención desde hace ya algún tiempo, así que cuando los he visto en edición bolsillo me he decidido. El tema, en principio, suena bastante bien y es algo tan cercano –y a la vez tan lejano- como la colonización de Marte.

Marte Rojo

La novela se inicia en el 2027, cuando un grupo internacional de 100 personas, en su gran mayoría científicos de todos los ámbitos son elegidos para formar la primera colonia humana permanente en Marte. Marte ha sido “conquistada” previamente, con una primera misión -mencionada pero no descrita en el libro- alrededor de 2020 y varias misiones adicionales no tripuladas que llevan el equipamiento necesario para “los primeros 100”, que son mayoritariamente (unos 70) bien de los EEUU o de la URSS.

La llegada supone adaptarse a unas condiciones extremas, donde la “supervivencia” tal y como la conocemos es imposible, y que depende siempre de atmósferas artificiales, pues la de Marte es inexistente, fluctuaciones extremas de temperatura, una gravedad mucho menor, o incluso unos “días” media hora más largos que los terrestres y que se resuelve de una manera tan poco ortodoxa, como original, de que entre las 23:59:59 y las 00:00:00 de cada día los relojes permanecen parados durante el tiempo del desfase.

La novela es bastante “técnica” en algunos aspectos, con gran cantidad de información de como se utiliza la tecnología (que no es demasiado diferente de la actual), con la diferencia de una robótica más avanzada; pero a la vez también muy filosófica en el sentido de que se plantean grandes controversias, muy diferentes y a la vez complementarias: ¿Se debe organizar Marte a imagen y semejanza de la Tierra, y siguiendo las normas que llegan desde allí (en una clara semejanza al “conflicto” colonial americano del SXVIII)? o ¿Deberían ser los habitantes de Marte los que tomen las decisiones más importantes?. Por otra parte, también se plantea la controversia de la “Terraformación” de Marte, que en la medida en la que hay humanos produciendo calor o elementos “extraños” a los del planeta, comienza con la llegada de los primeros 100. Las opciones son, dejar Marte lo más parecido a como se ha encontrado o modificarlo para que sea “habitable”. Es decir, que se podría resumir en ¿Qué se hace con el planeta? y ¿Quién lo decide, habitantes o gobernantes que se encuentran a millones de kms?

En función de cada opción se crean bandos, por lo que la armonía de los primeros 100 no durará demasiado. Además, a lo largo de los cuarenta años, apx, que abarca la novela Marte se va poblando poco a poco de “colonos” que vienen de la Tierra, al principio con carácter permanente, aunque conforme se va convirtiendo en un lugar para obtener recursos como “un lugar de trabajo” más, lo que empezará a crear tensiones en el Planeta.

El tema económico, inexistente en los primeros 100, que están allí, por el puro interés científico y que viven en una sociedad, por definición autárquica y autosuficiente se irá desarrollando conforme pasan los años, siendo cada vez más similar a la sociedad terrestre.

Como veréis son muchos temas, muy ambiciosos; pero que en general están bien interconectados, a través de unas 600 pags de novela.

No es una novela “ligera”, pues hay que reconocer que en ocasiones se hace un poco pesada, y que evidentemente tiene partes más conseguidas. A mí, particularmente, me han gustado las referentes a la construcción de asentamientos, ciudades o infraestructuras, descritas con gran realismo (por ejemplo un proyecto para desviar un asteroide y ponerlo en órbita de Marte para crear un “ascensor planetario”; o también las partes en las que se exponen los planes de terraformación, obras que llevan décadas.

La estructura a veces es un poco confusa, ya que no es lineal. Empieza, cronológicamente, cerca del final, para volver a los orígenes enseguida y hay un par de pasajes que no acaban de quedar claros y que, para mí son prescindibles.

Reconozco que no me leeré los tres libros seguidos, pues podría acabar saturado de tanto Marte; pero sí que me gustaría acabar la trilogía.

Para los amantes del género es una obra de referencia (cada libro ha ganado bien el Hugo, bien el Nebula), para los curiosos puede ser una alternativa. Los que no se encuentren en alguna de estas categorías, creo que deberían buscar alternativas más “soft”.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

One comment

  1. Ignacio /

    el analisis del libro es correcto, es exactamente lo que pensaba al terminar de leer el primer libro. Ahora, cerca de un año después de leer el primer libro, terminé el segundo y puedo decir que cambia la percepción de como uno te este primer libro. Es casi como un mal necesario que este primer libro sea tan ‘pesado’. Espero que el tercer libro continúe este camino y no me decepcione

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *