El Lobo de Wall Street: desmitificando el mundo de las altas finanzas

Feb 22

Hoy es uno de los casos en los que nos encontramos con un post “repe”. Es algo que pasa de vez en cuando, pues antes Dani y yo –supongo que como reminiscencia de la infancia- nos “pedíamos” los posts que nos hacían especial ilusión. Después lo dejamos y hemos coincidido en más de una ocasión, bien a propósito porque hemos visto juntos una película y queríamos ver los matices que veía cada uno –pues en valoración coincidimos la mayoría de las veces-, bien por casualidad, como en este caso, que cuando ya tenía medio preparado el post (normalmente los escribo en un Word, porque me resulta más cómodo) he entrado en EHA y he visto que ya se me había adelantado.

Así que, aprovecharemos lo que ya había escrito y sin saber más que el título –que por cierto me parece muy bueno- del de Dani aquí va mi opinión.

El lobo de wall

Esta peli es uno de esos casos en los que la realidad supera a la más disparatada de las ficciones, pues si no supiéramos que los hechos son verídicos, creeríamos que los guionistas en este caso se habrían fumado algo de lo que se fuman los protagonistas de la película.

La película, que además nos devuelve al binomio Scorsese-Di Caprio –uno de los más fructíferos, en mi opinión, sobre todo en calidad del Hollywood actual, en su quinta ocasión siendo las otras: “Gangs of New York”, “El Aviador”, “Shutter Island” e “Infiltrados”- nos cuenta la historia de Jordan Belfort, uno de los personajes más peculiares que ha dado Wall Street en las últimas décadas.

httpv://www.youtube.com/watch?v=12fSFKjMtw0

Con Belfort Di Caprio tiene un caramelo que no desaprovecha. De hecho, por lo que he leído en Internet, fue él mismo el que después de leer la historia se convenció de que había que llevarla a la gran pantalla ¿ Y quién mejor que Scorsese para dirigirla?

Belfort es un personaje con el que ha podido dar rienda suelta a su vena más pasada e histriónica. Yo es la vez en que más pasado lo recuerdo, sin duda, más incluso que en “El Aviador”, en la que el personaje era también un poco peculiar. Parece que ha disfrutado, y le ha reportado su cuarta nominación a Los Oscar. Eso sí, por bien que lo haga, y bien conservado que esté, no da ya el pego como un joven de veinte años, que es lo que es en gran parte de la película.

httpv://www.youtube.com/watch?v=k9GR6wvoPOY

Belfort se nos descubre como un joven ingenuo que entra en Wall Street y que ve como después del “crash” del 87 se queda sin empleo, justo cuando había pasado su período de entrenamiento. En ese momento, en el que ya ha perdido gran parte de su inocencia, descubre que tiene un don natural, o talento especial como prefiráis, para la venta. Talento que empezará a explotar para vender acciones de altísimo riesgo, que él consigue colocar como auténticos chollos a gente que no tiene ni idea de  bolsa o que busca el beneficio fácil.

httpv://www.youtube.com/watch?v=Zu5UM4s9SLs

Sin embargo, Belfort, que no es más que un jeta, un tipo cínico y estafador que se aprovecha de la ignorancia de los demás, acaba por ganarse nuestra simpatía, pues en el fondo también se está aprovechando de la avaricia que anida en muchos, de las ganas del enriquecimiento fácil y sin esfuerzo, que es, al menos en mi opinión, una de las lacras de este tiempo. Así que, en el fondo, tampoco nos sabe tan mal que Jordan engañe, porque muchos de los que son engañados en el fondo lo merecen (al menos es la impresión que tengo). Si es algo más complicado no lo sé todavía, aunque espero aclararlo algo más con el libro en el que se basa la peli, que estoy leyendo en estos momentos.

httpv://www.youtube.com/watch?v=GNH6Mwaq90Q

Di Caprio se encuentra bien acompañado por un reparto de secundarios en el que destaca Jonah Hill, que interpreta a su segundo de a bordo, Donnie Azoff, un sinvergüenza que se une a Jordan en sus principios porque huele el “dinero fácil” y también una corta, pero muy intensa, aparición de Matthew McConaughey, que en poco más de diez minutos le inculca al joven e inexperto Jordan parte de lo que es Wall Street sin complejos: incluyendo el abuso del alcohol y drogas en horario laboral –a esto Jordan añadirá también, para uso y disfrute de sus empleados el de prostitutas- llegando a tener que colgar el cartel en su empresa –algo que cuenta con cierto orgullo- de “Prohibido fornicar en horario de oficina”, y lo del toque de “en horario de oficina” me parece un toque absolutamente sublime, y por otra parte, totalmente representativo de lo que se vive en la película. Como némesis de Jordan, en forma de agente del FBI, está Kyle Chandler, que es el agente Patrick Denham, en teoría el “bueno”, pero con el que el espectador, creo, que sintonizará bastante menos que con Jordan.

httpv://www.youtube.com/watch?v=uMVcmC0xYOY

La parte femenina está cubierta por Margot Robbie (la guapísima Laura de Pan Am) que interpreta a Naomi, la segunda mujer de Jordan (pues cuando se hace rico se separa de su primera, y bastante menos “espectacular” mujer, Teresa, (Christin Milioti), que por cierto es la famosa “Madre” de “Como Conocí a Vuestra Madre”, y con esto no creo que esté “spoilerando”, pues lo que importa menos en esa historia es quien es.

httpv://www.youtube.com/watch?v=wzPvKzyUK9M

La película dura casi tres horas, que pasan volando, y tiene escenas que, como he dicho, parecen más propias de una comedia delirante, de las de universitarios, que de una película que trata sobre una agencia de valores de Wall Street y que están, sin lugar a dudas, en las antípodas de películas como Wall Street.

Yo la recomiendo, aunque eso sí, advierto de que hay escenas con “tetas y culos” y de consumo desmesurado de drogas, así como de actos humillantes, como el lanzamiento de enanos, que son la esencia de las “fiestas de empresa”

httpv://www.youtube.com/watch?v=Vr3151RdQWE

A FAVOR: Historia, personajes, reparto

EN CONTRA: Di Caprio, por joven que está no aparenta ya 20 años

Valoración: 8,5

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *